ciber-cafe

Pagando para estresarse – Cibercafés

Anecdotas Geek

¿A poco no te ha pasado que se descompone el PC cuando mas lo necesitas?. A mi me ha pasado en diferentes situaciones; con la tarea de la escuela, con proyectos para la misma, con proyectos para el trabajo, incluso para resolver exámenes psicométricos para obtener empleo.

En momentos como ese, que se muera el PC es lo último que quieres. ¿Qué queda? Solo ir a un Cibercafé.

 

El drama antes del estrés

Pero antes de dar marcha a las puertas de esos prostíbulos de computadoras, intente componer el PC; sin embargo todo indica que repararla llevaría tiempo y tiempo es lo que no tenia en ese momento.

Salir corriendo a un cibercafé es la única opción; pero ¿A cuál?. Todos los que conozco dentro de los primeros 10km a la redonda de donde estaba, son iguales:

  • Maquinas lentas donde 1GB de RAM no basta ni para arrancar el S.O.
  • Equipos llenos de Virus. Donde si uno bien cuida sus dispositivos como USBs o DD (Discos Duros) Externos para que jamás almacenen algún virus, en estos lugares es un hecho que mínimo se te alojen 5 virus *Tal vez miento y sean muchos mas*.
  • Un mar de Spam. Toda esa publicidad que aparece con tan solo mover el ratón. Pobre de ti si decides darle click a la nada porque entonces abras abierto dos más. Oprimir ESC incluso también abre más ventanas de publicidad, tantas que incluso llegan a trabar el PC que intenta abrir todos esas ventanas a la vez.
  • Teclados que si bien tienen todas las teclas, ya no tienen el 60% de las letras; a parte de tener bien duras las teclas.
  • Mouse que al tocarlos sientes la grasa creada por el sudor de quien estaba antes.
  • El olor a sudor de todos los que están ahí, el calor que se encierra en el local, donde el único ventilador lo tiene el “encargado” el ciber.
  • ¿Tiene el negocio Xboxs?. Sufre con la incomodidad que provocan los acompañantes y los gritos de los gamers.
  • Espacios tan reducidos para cada usuario donde incluso, el teclado invade el espacio del de al lado. ¿Y el mouse? En ese espacio pequeño que se crea debajo del monitor gracias a la base del mismo.
  • Música Banda y “regeton”. ¿Peticiones? Solo si te logra escuchar el “encargado” debajo de tantos decibeles que no dejan escuchar ni el paso de una moto escandalosa. (De esas que corren a 1km/hrs pero hacen ruido como si de verdad fueran a 240km/hrs).
  • Tiempo reducido, muchos incluso cierran a las 9:00pm, cuando bien saben que tu trabajo puede llevarte hasta las 2:00am.

 

Drama durante el estrés

Pero no hay otra opción, solo queda aventurarse en ese mundo:

  • Alguna vez le pague al “encargado” el doble para que me diera la oportunidad de terminar la tarea, así fuese a las 12am. Cuando estaba en el bachillerato, aún existía el título “Técnico en computación”, nos encargaban realizar pequeños softwares (programas) para resolver problemas “sencillos”; esto implicaba que cada vez que fuese a un ciber, instalara los programas necesarios en el PC que tomara. En aquel entonces ocupábamos Visual Basic y C++; hubo algún otro pero ya no recuerdo el nombre.
  • ¿Problemas con Photoshop?. Era un horror instalarlo en una PC de Cibercafé; si de por si la descarga tardaba una 1hrs aprox. instalarlo era otro detalle, porque claro, no es comprado. (el que entendió, entendió).
  • En un par de ocasiones me toco que el PC no tenía Mirosoft Office, no era problema pues incluso instale el Open Office en esas ocasiones. Pero imaginen el dolor de cabeza de quien no sabía de ello y tuviese que ocupar Word. Era instalar la paqueteria o ese PC lo ocupaban para otra cosa (otra indirecta).
  • Pierdes la paciencia, cuando sabes que el equipo lo ocuparas para resolver un examen psicométrico, donde el tiempo es oro, y si el equipo es lento, puedes llegar a perder una valiosa oportunidad.

 

También hay que voltear a ver al “encargado”. Este personaje tiene parte de culpa con esos problemas; de él depende que las maquinas estén bien, sin detalles negativos, rápidas, limpias y con todos los programas necesarios y básicos disponibles.

Atender a los comentarios de los usuarios (clientes), escucharles y brindarles el servicio. Siempre que se presenta la oportunidad le comento al “Encargado”:

— Oye, te recomiendo analices y cheques el PC que me toco; tiene demasiado Spam y sus 4GB de RAM parecen 512MB.
— Ok, yo la checo. —Me dice el “encargado” des interesadamente.

No le importa, a muchos no les importa si están bien sus clientes (usuarios) con los equipos, ni porque de ello viven.

Si esto parece una queja y un reclamo a esos cibercafés que tengo a mis 10km a la redonda, SI! Tómenlo tal cual.

Hace poco volví a sufrir el pasar por ellos, y en 3 cibercafés fue la misma situación de siempre, a pesar de que les platicas que algo anda mal en sus maquinas.

 

Es por esto que procuro siempre tener mi equipo en buen estado, actualizarlo cuando tengo las posibilidades, para no estar sufriendo estrés con los cibercafés.

¿Has pasado por alguna situación así?
Saludos y muy buena vibra!